Bitácora

PASAN los días, el análisis se profundiza y caemos en la cuenta de que vivimos un año electoral atípico y muy alejado de otras características, que han hecho de la temporada de campañas un encuentro de grupos que discuten o compiten mediante contiendas subidas de tono…

HACE 30 años la guerra política se concentró en los estados de San Luis Potosí, Guanajuato, Michoacán y Tabasco, donde diversos actores desnudaron la crisis política que se venía cocinando desde la pérdida de control del gobierno, derivada de la unidad de los mexicanos en torno a los sismos del 19 y 20 de septiembre de 1985…

CRISTÓBAL Arias, Porfirio Muñoz Ledo, Vicente Fox Quesada, Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, Andrés Manuel López Obrador y Salvador Nava Martínez, encabezaron movimientos civiles pacíficos, que derrotaron un sistema político y electoral que ya había envejecido…

POR entonces las diferencias se dirigían entre movilizaciones políticas y resistencia civil para hacer valer criterios de legalidad o de equidad en la elección de servidores públicos nombrados por votación universal…

AHORA, tres décadas después, las diferencias políticas tomaron un tono abiertamente violento, las posturas opuestas con frecuencia se discutieron en medio de actos de barbarie de los grupos antagónicos, no siempre ligados a un partido único o a una coalición específica, sino a grupos de intereses que a través de medios de mayor uso de fuerza, ganaron o intentaron ganar posiciones…

LA calentura política, ya no se resumió en grupos que defendían a un partido político u otro, tampoco un encontronazo de posturas entre las ideologías partidistas y lo que organizaciones civiles consideran que son la democracia y la participación ciudadana…

AMENAZAS, violencia física, violencia verbal y de género, inauguraron una etapa que ya superó el escenario donde hace nueve años, el que salió devorado en esas entonces elecciones atípicas, fue el propio Presidente de la República electo: Enrique Peña Nieto, por carecer de habilidades para reaccionar a las redes sociales…

CADA época electoral tiene sus características peculiares; todavía en 2009 fue posible vivir elecciones tradicionales, en 2012 creció la tecnología que rebasó a las propuestas de campaña y sus candidatos, en 2015 surgió un partido político que intentó una división de creencias nunca antes vista y apenas 3 años después ya tiene Presidente de la República…

EN 2021, en medio de un escenario donde parece que los recursos tecnológicos se agotaron o cayeron en una zona de poco desarrollo y de confort, en algunas entidades federativas regresaron a la etapa primitiva de discutir a balazos…

BASTAN cientos de ejemplos de violencia que incluso en algunas entidades concluyeron con el asesinato de personas, para entender que tenemos un año muy violento y con organismos públicos gubernamentales incapaces de perseguir los delitos.

PD. El colmo de la inseguridad pública alcanzó a los límites de San Luis Potosí con Zacatecas. Ya hay comunidades en municipios de nuestra entidad que son tierra de nadie, y la muestra es que los grupos delincuenciales frecuentemente importados, ya ni a la policía respetan.

PD2. Mucho trabajo les espera a las autoridades de investigación, que pudiera detectar actas de nacimiento falsas, que por ahorrarse un tiempo de trámites, algunos clientes ingenuos confiaron a gestores de documentos apócrifos. Obviamente, desde hace décadas, el negocio de “gestores” ha florecido en medio de la impunidad, no hay actos vinculatorios y aquellos que cayeron, ya pagaron miles de pesos por un documento que se negaron a buscar por los conductos oficiales.