Varias víctimas de incendio, graves

(AP)

Nueva York.- Los médicos trataban el lunes de salvar la vida a las personas que resultaron gravemente lastimadas el día anterior en un voraz incendio en el sector del Bronx en la ciudad de Nueva York, donde 17 personas murieron, entre ellas ocho menores de edad.

Una gran cantidad de personas seguían hospitalizadas, y el alcalde Eric Adams declaró el lunes en la mañana que varias seguían en condición crítica tras el incendio, el peor ocurrido en la ciudad en varias décadas.

El alcalde, con tono sombrío, declaró a CNN que el saldo de muertes podría aumentar. “Estamos rezando a Dios que sobrevivan”, añadió.

En conferencia de prensa más tarde, Adams corrigió la cifra de víctimas, afirmando que eran dos menos de lo dicho anteriormente. No ofreció una explicación sobre la discrepancia. Los investigadores determinaron que el incendio en el edificio de 19 niveles se debió a un calentador defectuoso que fue encendido debido a que el domingo en mañana hacía mucho frío.

Las llamas dañaron sólo una pequeña parte de la estructura, pero el humo se filtró por la puerta abierta del apartamento e inundó las escaleras, que en ese edificio eran la única vía de escape ya que es demasiado alto para tener escalerillas externas.

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.