No acaban arreglo de red del drenaje

Flor Martínez

[San Luis Hoy]

Estarán por cumplirse más de tres meses, desde que el Interapas abrió diversas calles de la colonia Ferrocarrilera en la capital potosina para la reparación del ducto sanitario, entre estas la calle Durango, en la cual los residentes urgen se avance en los trabajos.

Según los vecinos la intervención en esta arteria que abarca desde el cruce con la avenida Valentín Amador y la Avenida México es una vía muy transitada, sin embargo, en este tiempo el retraso en las obras ha complicado la circulación para quienes habitan sobre esta calle y en sus inmediaciones.

Se quejaron además los propietarios de negocios entre los que se encuentran una cenaduría, una carnicería, tiendas de regalos y una pastelería, entre otros giros comerciales que aseguran que sus ventas han bajado por la dificultad para el acceso en vehículos.

La obra ya lleva cerca de dos meses desde que se abrió la calle y retiraron la carpeta asfáltica impidiendo el paso de cualquier automóvil.

Los vecinos argumentan que frente a sus domicilios está obstruido con escombros, debido a que dejaron abierto unos tramos a la circulación y por la misma actividad de la maquinaria que traía el organismo, la tierra está demasiado suelta, originando que los transeúntes ensucien su calzado con polvo y este de igual manera entre a cualquier hora del día a sus viviendas.

“Creemos que ya tardaron mucho, porque durante muchos días, no había personal que se viera trabajando, ahorita todo el día está la polvareda porque como dejaron el camino, hay gente adulta que utiliza andaderas y bastones y para ellos todavía es más complicado caminar entre el polvo suelto y restos de escombro que hay en toda la calle”, manifestó una de las vecinas entrevistadas.

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.