EN “SCOOP”, “LA GRAN EXCLUSIVA”

[AP]

LONDRES.— Como lo han demostrado las últimas semanas, la realeza británica y los medios de comunicación pueden ser una mezcla explosiva.

“Scoop” (“La gran exclusiva”), un drama de Netflix sobre la desastrosa entrevista que dio el príncipe Andrés en 2019 en respuesta a acusaciones de una conducta sexual inapropiada. Se estrena el viernes 5 de abril y es protagonizada por Rufus Sewell como Andrés y Gillian Anderson como la periodista Emily Maitlis, quien interrogó al príncipe para el programa “Newsnight” de la BBC.

Anderson dice que la “compleja” relación entre la realeza y los medios de comunicación necesita una reevaluación.

“Ya sea que se trate de (el príncipe) Enrique y sus casos legales contra los tabloides y todas las verdades en torno a eso que han salido a la luz, u otros aspectos que se están volviendo más de conocimiento público, probablemente necesite un replanteamiento adecuado”, dijo Anderson a The Associated Press.

El príncipe Andrés accedió a ser entrevistado para abordar los informes sobre su amistad con el financiero estadounidense Jeffrey Epstein, quien fue hallado muerto en una prisión de Nueva York en agosto de 2019 cuando esperaba su juicio por cargos de tráfico sexual, y en medio de las acusaciones de una mujer quien afirmaba que había tenido relaciones sexuales con Andrés cuando tenía 17 años y había sido traficada por Epstein.

Bajo los amables, pero decididos, cuestionamientos de Maitlis, el príncipe negó todas las acusaciones.

Afirmó que no pudo haber estado en un club nocturno con su acusadora en una supuesta cita porque estaba en un restaurante Pizza Express de los suburbios con su hija, la princesa Beatriz. Tampoco podía haber sudado en la pista de baile porque una “sobredosis de adrenalina” durante su tiempo como piloto de helicóptero en la Guerra de las Malvinas de 1982 lo había dejado incapaz de transpirar.

McAlister recordó la “extraordinaria” experiencia de estar en la sala, ya que la entrevista fue grabada dentro del Palacio de Buckingham.

“Como periodista y exabogada, sabía profundamente que estaba haciendo algo que cambiaría el curso de su vida y el curso de la vida de todos los miembros de la familia real”, dijo en la premiere en Londres.

Andrés inicialmente pensó que la entrevista había sido un gran éxito, e incluso le dio a Maitlis un recorrido por el Palacio de Buckingham después de que se grabara.

Pero “se retiró” de sus deberes públicos días después de que se transmitiera, y no los ha retomado. En 2022 llegó a un acuerdo extrajudicial con su acusadora, Virginia Giuffre, pagándole una suma no especificada sin admitir su culpabilidad.

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.