Por falta de vacunas, sarampión y más males

Martín Rodríguez

[San Luis Hoy]

No se dice de manera oficial, pero está creciendo el índice de enfermedades respiratorias agudas, sobre todo para quienes no tienen mil pesos en la bolsa para conseguir una buena vacuna, y todo ello es consecuencia de que desde que llegó el actual Gobierno Federal decidió distraer los recursos y no atender su obligación constitucional de garantizar la vacunación de la población, advirtió el presidente del Colegio de la Profesión Médica, Antonio Chalita Manzur.

Precisó que por esa causa volvió el sarampión y están subiendo mucho los reportes de tuberculosis.

“De hecho el sarampión regresó porque desde hace 5 años, la autoridad federal dejó de aplicar las vacunas, sucede en un contexto donde nunca habíamos batallado con las vacunas, porque incluso había un esquema de vacunación para los recién nacidos, con las dosis completas de todas las que eran necesarias e incluso estaban incluidas en la cartilla de vacunación”.

Explicó que el Gobierno Federal de López Obrador terminó con la vacunación de tuberculosis, varicela y sarampión, empezaron a escasear y ya no fueron vacunados muchos niños.

“Era rarísimo que alguien se enfermara de sarampión y de hecho técnicamente nadie se enfermaba”, comentó.

Explicó que hay centros de vacunación privados que sí venden la vacuna del sarampión, y aunque México paga su seguro social, de todos modos las vacunas nada más son accesibles para quien tiene dinero, porque el Gobierno ya quitó las que por obligación constitucional debería proveer.

“Ya estamos como con la vacuna del covid: ya ves que el gobierno provee una vacuna cubana que no sirve que se llama Abdalá, pero quien quiera una vacuna que realmente funcione cuesta más de ochocientos pesos, y es así como está sucediendo con las farmacias que empiezan a vender Pfizer y AstraZeneca”.

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.