Kilométricas filas en cierre de vacunación

Martín Rodríguez

[San Luis Hoy]

Filas kilométricas caracterizaron el último día de inoculación de la vacuna contra el virus causante de la enfermedad Covid-19 de la versión AstraZeneca para el universo de la población de 40 a 49 años de edad, en los cinco puntos de la capital. En Soledad de Graciano Sánchez la vacuna se acabó temprano.

Si bien en algunas horas el flujo de receptores se relajó, hasta que al llegar solo era cuestión de minutos el recibir la vacuna, la situación se complicó después de las tres de la tarde, ante la proximidad del cierre de las puertas a las cinco de la tarde y la imposibilidad de implementar un día más de atención a rezagados. Miles de personas se presentaron en los puntos de vacunación para formar muy largas filas.

Un ejemplo fue el parque Tangamanga 2, donde de tres a cuatro de la tarde, la fila s extendió por cientos de metros, luego de la llegada de receptores rezagados y personas a quienes les correspondía el día de aplicación.

A pesar de la cantidad de gente, las filas se movilizaron rápido, los receptores esperaron en el exterior del parque para luego formar una fila en el interior, y posteriormente ocupar un lugar en las sillas habilitadas por personal de la Secretaría del Bienestar y la Secretaría de Salud estatal.

Lo mismo sucedió en las restantes sedes. Trabajadores de las brigadas, se presentaban para hablar con los receptores de la vacuna y con ello indicarles las instrucciones para tratar de hacer más ágil la circulación de la gente con un formato llenado de puño y letra de las propias personas.

En el Centro de Convenciones de San Luis Potosí, por igual, la situación permaneció relajada en ciertas horas, y por igual aparecieron grandes filas en horas pico.

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.