Acceso al IMSS 50 no resistió las lluvias

Rubén Pacheco

[San Luis Hoy]

Después de poco más de dos meses que autoridades asfaltaron el camino que conecta la Central de Abastos con el Hospital General de Zona (HGZ) número 50 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), ya hay baches de diferentes dimensiones sobre esa vialidad.

La intervención del camino que hasta hace meses era de terracería se dio luego de casi dos décadas de la inauguración del complejo hospitalario federal, que atiende a afiliados del interior de la entidad y estados limítrofes.

A principios de mayo pasado, el gobierno mejoró el tramo de la prolongación o continuación de la calle Tercera Sur hacia la calle Tangamanga, al colocar gravilla y asfalto, así como realizar el compactado de los materiales a lo largo del tramo de tierra.

Sin embargo, el trabajo resultó insuficiente frente a las lluvias recientes, pues se generaron desperfectos en el acceso consistentes en hoyancos de alrededor de 15 centímetros de profundidad, ubicados en diferentes puntos.

El problema en poco menos de 20 años consistía en la dificultad de conductores de transporte público, automóviles y de ambulancias para acceder al hospital, toda vez que las lluvias convertían el piso en una superficie llena de barro.

Frente a la insuficiencia de la actual cubierta de asfalto, peatones, automovilistas y ciclistas, exhortaron a reparar los daños en la vialidad, utilizar materiales de calidad y compactar de forma óptima los mismos, en aras de no registrarse el mismo inconveniente.

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.