Bitácora

“LO que mal inicia, mal acaba”. Hoy se cumplen siete días de haber iniciado las campañas electorales a la gubernatura del estado, semana de pesadilla para la abanderada de Morena a este cargo, la impresentable Mónica Liliana “lagrimita” Rangel Martínez, quién arrancó con el pie izquierdo: un desangelado y frio mitin de arranque en la plazoleta de Aranzazu, con ausencia total de liderazgos de Morena, una fallida reunión en Tamazunchale donde fue encarada por militantes que le reclamaban su pasado priista y su corrupción, el sábado, a escondidas y acompañada por el dirigente nacional Mario Delgado realizaron a hurtadillas un recorrido de una cuadra en la delegación de Pozos, por la tarde, en una reunión en una vivienda en el Saucito, brigadistas de “lagrimita” Rangel arremetieron a golpes a morenistas que se manifestaban por la imposición de la ex secretaria de Salud estatal, quien junto con Mario Delgado, a bordo de raudo vehículos aprovecharon el sanquintín para emprender la graciosa huida…

 

EL domingo “lagrimita” Rangel se reunió con no más de cincuenta integrantes del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud, para haber trabajado 25 años en esta dependencia, sin duda este evento fue deslucido, el lunes tuvo una reunión también con muy pocas mujeres, el martes no tuvo actividad pretextando “un día sin mujeres” movimiento que se realizó el año pasado; el miércoles realizó un desangelado recorrido por la Col. Popular y ayer jueves se reunió con no más de una docena de integrantes del Movimiento Revolucionario del Pueblo, cualquiera que sea esa cosa…

 

A salto de mata, sin hacer pública su agenda de actividades por el temor de ser perseguida por la furibunda militancia de Morena que la repudia, con eventos muy pequeños y no por la pandemia, sino por su nulo arrastre, así fue la primera semana de campaña de Mónica “lagrimita” Rangel, y como se ven las cosas, seguirá en lo que resta de la campaña, pero las malas noticias no dejan de llegarle a la ex secretaria de Salud estatal, Morena, antes de designar a “lagrimita” Rangel como candidata, en todas las encuestas serias, encabezaba por amplio margen en las preferencias electorales a los demás partidos, hoy, las mismas casas demoscópicas, indican que el partido del Presidente de la República y de la “4T” se ha desfondado a un lejano tercer lugar…

 

HACE unos días, Roy Campos director de Consulta Mitofsky, en una entrevista con el periodista Mario Campos en Radar 909, dijo lo siguiente, textual: “SLP es una demostración que Morena no tiene fuerza, la candidata a gobernador es una que no era de Morena, porque era miembro del gabinete del gobernador y en la capital, elije a Xavier Nava que es el actual alcalde por el PAN, participó en la contienda para ser candidato a gobernador y pierde la contienda contra Octavio Pedroza por el PAN, y entonces va como candidato de Morena a la reelección. De los 15 estados (SLP) es el único lugar donde Morena no va ni en primero ni en segundo lugar, Mónica (Rangel) se va hasta el tercero, porque el Verde no hace alianza con Morena, rompe y va Ricardo Gallardo, que divide la oposición y el PRI se con el PAN”, mejor explicación no podría haber…

 

Y por si faltara algo para acabar de deprimir a “lagrimita” Rangel y a su “manager”  principal impulsor, Juan Manuel “el güerito” Carreras, ayer mismo, el dirigente nacional de Morena, Mario Delgado, en su cuenta de Twitter. “presumió” un video” donde presenta encuestas realizadas por El Heraldo de México, en donde su partido lleva la delantera en once de las quince entidades federativas donde se renovarán las gubernaturas, ¿y qué cree?, pues obviamente no aparece entre estas San Luis Potosí, es decir Mario Delgado dice que Morena encabeza las preferencias electorales en: Baja California, Baja California Sur, Campeche, Chihuahua, Colima, Michoacán, Nayarit, Sinaloa, Sonora, Tlaxcala y Zacatecas, nunca apareció San Luis Potosí, donde las encuestas de El Heraldo de México, presumidas por Delgado, Mónica Rangel se ubica en tercer lugar…

 

LO escribimos en este espacio cuando Morena impuso a Mónica Rangel como su candidata, lo repetimos cuando “lagrimita” Rangel arrancó campaña hace una semana y hoy lo refrendamos: Morena se equivocó al arropar como su abanderada a un personaje señalada por múltiples casos de corrupción, por su pésimo desempeño como funcionaria y por abandonar el barco en el punto más crítico de la pandemia, Morena está muerto políticamente en SLP, no hay más y al tiempo… Armando Acosta

 

 

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.