Bitácora

SORPRESAS y sorprendidos…

AYER por la tarde, el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), soltó la bomba, al anunciar su fórmula al Senado de la República  y a sus candidatos a las diputaciones federales, donde hubo muchas sorpresas, otras no tanto y eso sí, varios sorprendidos. A nadie sorprendió que el Verde nombrara como su abanderada al Senado a la presidenta del DIF-Estatal, Ruth González Silva, quizás la candidata más segura desde que comenzó a barajarse su nombre, lo que sí sorprendió fue la nominación de Gilberto Hernández Villafuerte como fórmula de Ruth, Villafuerte venía de una contienda para la alcaldía capitalina donde la impresentable Sonia Mendoza fue la ungida. La designación de Gil es un reconocimiento a su lealtad al gallardismo, dos veces alcalde de Soledad de los Ranchos y los últimos tres años diputado federal por el Distrito VI…

SORPRESA y no, el que a José Luis “el chiquis” Fernández le hayan dado la candidatura del distrito II con cabecera en Soledad de los Ranchos, cuando uno de los principales operadores políticos del gallardismo estaba apuntado para reelegirse en el distrito IX, sorpresa porque “el chiquis” respondió entregando buenas cuentas “pastoreando” al legislativo local y no se ve quién pueda suplirlo en esta funciones en el Congreso local; no tanta sorpresa porque al fin de cuentas, el gobernador Gallardo requiere a un operador competente y de todas sus confianzas en San Lázaro…

SORPRESA y no la designación de Oscar “el cochiloco” Bautista como abanderado del Verde a la diputación federal por el III distrito con cabecera en Rioverde, sorpresa porque se pensó que el Verde comenzaba a desechar impresentables como Yolanda Josefina “la prófuga” Cepeda, Christian “el reculito” Sánchez o Alejandro “Janos” Segovia, que no obtuvieron, hasta ahora, candidatura alguna, no tan sorpresa porque desde la elección pasada, aun en el PRI, “el cochiloco” comenzó a apoyar al gallardismo, además de que hay que reconocer que aunque impresentable, Bautista tiene una importante presencia en la Zona Media, donde prácticamente toda oposición ha desparecido, así que este partido podría enviar al burro Cleofás y tener altas posibilidades de triunfo…

MUCHA sorpresa y también desconcierto, la designación de un desconocido y oscuro sujeto como candidato a diputado federal por el V distrito, se trata de Daniel Guillén Sánchez, quien se autodenomina “el tigre”, será por las garras que siempre traía puestas cuando era instructor de gimnasio antes de contraer matrimonio con una hija de una prominente familia de origen armenio-libanesa, donde desde esa fecha hasta ahora “el tigre” Guillén se cree del Jet-Set, este personaje, es suplente de diputado Hernández Villafuerte a quien suplió unos días en San Lázaro. Lo único que se sabe de este sujeto es licenciado en derecho por el desconocidísimo Instituto Pakal, titulado apenas en el 2021, es quizás este el más débil de los candidatos del Verde y será un lastre…

SORPRESA que el titular de Desarrollo Económico, Juan Carlos Valladares Eichelmann, aceptara la candidatura a la diputación del VI distrito. A Juan Carlos se le mencionaba insistentemente como candidato a la alcaldía capitalina y luego al Senado, pero al final quedó en la de diputado por uno de los distritos más panistas a nivel nacional, donde el frente opositor designó a David Azuara como su abanderado, hay que recordar que durante décadas el PAN ha conservado este distrito como un bastión, incluso en la elección pasada, fue el único de mayoría que obtuvo el blanquiazul. Esta competencia se va a cerrar, pues Valladares Eichelmann le garantiza al gallardismo un acercamiento al sector “fifí”, a la mal llamada “potosinidad” alejada del grupo en el poder actual…

QUIEN anda más nervioso que nunca por el anuncio de las designaciones del partido Verde de ayer, es el todavía alcalde capitalino Enrique Galindo Ceballos, pues mientras que el PVEM nominó a Ruth González y a Hernández. Villafuerte como fórmula al Senado, el frente opositor candidateó al mismo cargo a Verónica Rodríguez, a la esposa de Galindo Estela Arriaga, sin arraigo panista, y a Jaime Chalita. La designación de Sonia Mendoza, todavía con cierta presencia e influencia en grupos panistas y la combinación de Valladares Eichelman en un distrito tradicionalmente blanquiazul, y ante el desgaste y la falta de un candidato que se identifique con la militancia y simpatizantes de PAN, ponen en un predicamento y aprieto al todavía presidente Municipal Galindo, quien cada día ve su reelección más lejana, comprobando que la alcaldía capitalina es una auténtica trituradora de carne…Armando Acosta

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.