Bitácora

TODO tienen nuestros ínclitos legisladores: ineptos y pichicatos. El pasado 28 de marzo, el Juzgado Octavo de Distrito ordenó aplicar una sanción pecuniaria a siete diputadas integrantes de la pasada Mesa Directiva del Congreso y advertirles del riesgo de destitución, debido al desacato a una orden judicial de reinstalación de una magistrada del Supremo Tribunal de Justicia del Estado. Los diputados multados, casualmente todas mujeres son; la panista Aranzazú Puente Bustindui, Emma Idalia “lady-copy-paste” Saldaña Guerrero del MC=WC, la impresentable Gabriela Martínez Lárraga del desaparecido RSP, la prófuga de las auditorías, la priista Yolanda Josefina Cepeda Echavarría, la gris Cinthia Verónica Segovia Colunga del Partido del Trabajo, “la hijasa de mi vidasa” Nadia Ochoa Limón y la desconocidísima Lydia Nayeli Vargas Hernández de Morena…

DÍAS después de conocerse esta sanción, la actual presidenta de la Mesa Directiva del Poder Legislativo local, Cinthia Segovia, aseguró que cada una de las integrantes de dicho órgano pagaría la multa impuesta por el juzgado federal debido al desacato, pero, como siempre, como la Chimoltrufia, como dicen una cosa dicen otra, resulta que desde el pasado martes, la misma directiva decidió impugnar la mentada multa, interponiendo un recurso de queja contra el fallo, días antes, las diputadas sancionadas repartieron culpas, le echaron montón y señalaron al área jurídica como culpable de la sanción y hasta amenazaron con realizar cambios…

USTED se preguntará querido lector, ¿pues de cuánto fue la multa que los diputados se defienden como gatos boca arriba o como si se fueran a quedar sin comer sus peloncitos?, pues nada, que es una baba de perico para los onerosos y poco desquitados sueldos que se embolsan, la multa para cada una es de tan sólo 10 mil 734 pesos sí, como lo leyó, diez mil setecientos treinta y cuatro pesos cero centavos en moneda nacional. Claro que 10 mil 734 pesos para Usted querido lector, para mi o para cualquier potosino de a pie sí es una cifra considerable, pero para los baquetones de los diputados que se embolsan casi 100 mil pesos al mes libres de polvo y paja, sin contar sus también ofensivas prestaciones como su aguinaldo, primas vacacionales, fondo de retiro y la contratación de sus “asesores”, a los cuales, no pocos legisladores les “rasuran” el salario…

CON tanta ineptitud por parte de nuestros “representantes populares” no hay que descartar la posibilidad de que la justicia federal los destituya y les impongan una multa mucho mayor, eso y más se merecen por poquiteros, tacaños, acomodaticios, voraces, inútiles, abyectos, comodinos, cínicos, “pulpos chupeteadores esdrújulos, explotadores, farsantes, gaznápiros, tecolotes zurrones hijos de su repipin chamaco, saqueadores, archipiélagos, cafiaspirinómicos, pentagráficos” como sin duda los calificaría el genial cómico de carpa, Jesús Martínez “Palillo”, pero en fin, ya ni llorar es bueno…

¿LE comieron la lengua los ratones al buen Kike Galindo, o mejor no defender lo indefendible?. El que calla otorga, dice y dice bien el viejo y conocido refrán, resulta y resalta que después de que se hicieron públicos los videos donde el hijo del alcalde capitalino, Sebastián “el mirrey”, en estado de ebriedad armó tremendo escándalo en un antro de las Lomas, movilizando todo el aparato de Comercio, Galindo no dijo ni pío, tómelo bajo reserva, pero trascendió que a “Kike” le enojó mucho, no la acción prepotente de su vástago, sino que lo hayan grabado y exhibido…

PERO escuchando detenidamente los videos, hay cosas que hay que rescatar de lo dicho por “Sebas-mirrey”: “Mucho gusto, soy Sebastián Galindo, hijo de Enrique, si quieren les enseño fotos, lo que quieran, este cabrón me la hizo de pedo, a ver güey yo no soy verguero lo que quieran o sea nunca les he tirado un paro de que haya pasado de ver…, le tocas Alevacuc y se abre, yo estuve ahí pisteando, entonces le marqué a Jorge García (director de Comercio) que me tirara un paro si se puede estaría bien”, “¿ahorita estaba abierto?”, se le cuestionó al mirrey, a lo que este contestó, “siempre está abierto, no sé a quién le estén dando mordida o no sé qué, no le he querido hablar a mi jefe (su papi Galindo), no he querido tampoco hacer el pedo tan grande, pero pues me la quiso hacer de pedo y estás de acuerdo que no me voy a dejar, espero que saquen a todos de adentro por favor, ojalá y puedan hacer algo porque, se la está pasando, aparte traen fiesta siempre hasta las seis o siete de la mañana”, sopas perico, buena pregunta ¿a quién le estarán dando “mordida” para que este y todos los antros cierren hasta el amanecer?, pero con la política de avestruz del ayuntamiento capitalino, nunca lo sabremos…Armando Acosta

 

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.