Bitácora

SI el actual gobierno que encabeza Ricardo Gallardo Cardona, realmente quiere retirarle la concesión a la empresa Compañia Contratista Nacional (Coconal) y su filial en la entidad Concesionaria e Infraestructura de San Luis (Coinsa), de la autopista de cuota 80D que va de La Pila a Villa de Arriaga, principalmente los accesos a los parques industriales Logistik y WTC, los más importantes de la zona fabril, solamente deberá echarse un clavado a los desaseados contratos modificatorios que la corrupta administración de Juan Manuel Carreras López otorgó a Coconal-Coinsa para la construcción de estos accesos más el ramal Calderón-San Felipe …

LA empresa constructora Coconal-Coinsa, ha sido beneficiada por mucho por los últimos cuatro gobernadores potosinos, empezando por Fernando Silva Nieto, quien en octubre de 1998 le otorgó la concesión de construcción, explotación, conservación y mantenimiento la autopista San Luis-Rioverde, con una longitud de 103 kilómetros, para abril del año 2000, también Silva Nieto otorgó un contrato a Coconal-Coinsa la construcción de la supercarretera San Luis Potosí-Bledos-Villa de Arriaga, con una longitud de 76 kilómetros, el 30 de junio de 2003, mediante un convenio, el gobierno y la concesionaria dieron por concluidas ambas concesiones…

PERO, inexplicablemente, en mayo del 2005, ya como gobernador el panista Marcelo de los Santos Fraga, el gobierno estatal decidió entregar una nueva concesión a Coconal-Coinsa para la “explotación, operación conservación y mantenimiento”, de ambas autopistas, por un periodo de 30 años, es decir con término en el año de 2035, pero luego llegó otro más corrupto, Juan Manuel Carreras López, quien en agosto de 2018, presentó una iniciativa para modificar las condiciones del título de concesión a Coconal-Coinsa, para “la operación, explotación, conservación y mantenimiento de las carreteras San Luis Potosí-Rioverde y San Luis Potosí-Villa de Arriaga…

EL punto es que esta modificación al contrato de las autopistas mencionadas a Coconal-Coinsa, presentadas por el corrupto Carreras y aprobadas por la también corrupta LXI Legislatura local, es que la concesión se suscribe únicamente en la “operación, explotación, conservación y mantenimiento” de dichas carreteras de paga, nunca menciona nuevas construcciones y mucho menos crear más casetas de cobro, es decir la renovación que Marcelo de los Santos otorgó en 2005 a Coconal-Coinsa, nunca incluye la construcción de nuevas obras y la justificación argumentada en la modificación de 2018 del “güerito” Carreras, una reforma a la Ley de Bienes del Estado, no aplica, por lo tanto la construcción y cobro de los accesos a los parques industriales y el ramal Calderón-San Felipe, son completamente ilegales…

PEOR aún, desde hace unas semanas, ejidatarios de las comunidades del Saucillo, Jesús María, Bledos, Calderón y Rodrigo, pertenecientes al municipio de Villa de Reyes, han realizado varias protestas que han derivado en bloqueos en la supercarretera a Villa de Arriaga, y a los accesos a los parques industriales Logistik 1 y 2 así como la caseta de cobro de Calderón, exigiendo a la empresa concesionaria les pague el derecho de uso de sus tierras por donde pasa la carretera, los inconformes argumentan que Coconal-Coinsa dejó de cumplir con el pago desde hace 20 años, es decir nunca les pagó, por lo que ahora exigen la liquidación del adeudo. “Ellos se están haciendo ricos con el dinero de las casetas, con nuestras tierras y nosotros nos estamos haciendo más pobres, no nos vamos a quitar hasta que nos paguen”, argumentó uno de los ejidatarios afectados e inconformes…

PERO además de lo anterior, hay muchas irregularidades durante todos estos años de concesión de ambas autopistas realizadas por Coconal-Coinsa, en complicidad con los gobiernos anteriores, para ser más específicos con la dependencia encargada de este rubro, la Junta Estatal de Caminos, principalmente en tiempos del encargado de despacho, Marcos Enrique Rosales Vega, quien en el pasado sexenio sustituyó en el cargo a Porfirio Flores y después fue destituido por corrupto, imagínese…

LO más preocupante es que al actual titular de la Junta Estatal de Caminos, Mowgli Sandino Gutiérrez Juárez, de profesión Licenciado en Administración, con una maestría en construcción por la CMIC y muy ligado al exdelegado de la SCT César García “el rey del moche” no tiene la capacidad de realizar una investigación a fondo de todas estas irregularidades que afectan el desarrollo de la entidad, ni hablar…Armando Acosta

 

 

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.