21-12-22

NO a todo mundo le cae el veinte de que la transparencia ya es ley, y pocos la ejercen con apertura y términos de legalidad; los más resistentes suelen ser gobiernos que no son muy amigos de las licitaciones públicas para hacer obra, tienen procesos de asignación que no se apegan a la legalidad, o contratan empleados o funcionarios que no resuelven problemas, y parecen llenar más un hueco de compromiso político; usan recursos públicos y no rinden cuentas…

TÓMELO bajo reserva, pero dos juicios de amparo mantienen en vilo las condiciones de actuación legal de la secretaria general del organismo laboral de los docentes de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí, Martha Lucía López Almaguer, y la propia Unión de Asociaciones de Personal Académico (UAPA)…

HAN pasado años desde que una jurisprudencia determinó que los sindicatos del sector público están obligados a la rendición de cuentas, sin importar si éstas deben ser un derecho de los ciudadanos en general, o de autoridades, o hasta de los propios sindicalizados…

LAS reformas legales se basaron en un criterio en el que por el solo hecho de utilizar recursos públicos, es decir que son patrimonio de todo aquel que aporta impuestos, el usuario merece conocer en qué se gastó ese dinero…

LOS litigios fueron promovidos de manera personal por la propia dirigente sindical desde hace dos años, uno de ellos a su nombre y el otro como una promoción legal corporativa del sindicato, para defender lo que consideró es su derecho a no rendir cuentas…

LAS primeras leyes de transparencia promovidas desde el sexenio federal de Vicente Fox Quesada, crearon su primer catálogo de entes obligados, progresivamente se fueron incluyendo a todos aquellos servidores públicos que trabajan con el dinero producto del esfuerzo de los pagadores de impuestos…

MARTHA Lucía López Almaguer y la UAPA perdieron todos los litigios y etapas procesales, y una segunda instancia de tribunal dictó sentencia firme en ambos casos, que ya no puede ser recurrida ni apelada, y sienta un precedente que meterá a todos los sindicatos en el mismo paquete de sujetos obligados…

ES, al mismo tiempo, una fuerte llamada de atención para los sindicatos del sector público, y un contexto en el que aplica el mismo refrán: “Si ves las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar”, porque cualquier intento de falta de transparencia de otros sindicatos de seguro rebotarán en sanciones por infringir las normas del derecho a la información…

POR igual, deben entenderlo el Sindicato Único de Trabajadores al Servicio del Gobierno del Estado (SUTSGE), el Sindicato Autónomo Democrático de Trabajadores de Gobierno del Estado (SADTGE), el Sindicato Independiente de Trabajadoras y Trabajadores de Gobierno del Estado (SITTGE), el Sindicato Estatal Renovado de Trabajadores de Gobierno del Estado (SERTGE) y por ejemplo, también la Organización de Trabajadores de Sindicatos de Gobierno del Estado (OTSIGE), porque sus dirigencias no necesariamente pueden preciarse de ser amigas de la transparencia…

LO mismo sucede con sindicatos de sistemas educativos de diversos niveles y vocaciones, del sector salud, de la Comisión Federal de Electricidad, el Sindicato Independiente de Trabajadores de Soledad de Graciano Sánchez, o el Sindicato Único de Trabajadores del Ayuntamiento Municipal de San Luis Potosí. Nadie se escapa.

PD. La avenida José de Gálvez vivió de uno de sus peores instantes de caos vial, a lo largo del viernes pasado y durante la semana anterior, luego de que una coincidencia de vehículos particulares, camiones cargueros, transporte urbano y clientes de las bodegas, que se dirigían al Centro de Abastos. La falta de infraestructura vial, y la obsolescencia de sus calles principales, advierten ya la urgencia de crear un nuevo sistema de calles.

Bookmark the permalink.

Comments are closed.