12-08-22

NO alcanzan los abrazos y sobran los balazos. Sin duda la estrategia federal de “abrazos y no balazos” para combatir la violencia y la delincuencia en el país, es un rotundo fracaso, y no, no somos conservadores, ni neoliberales, ni de derecha ni adversarios de la 4T, calificativos que reparte el Presidente a quienes se atreven a criticar o señalar el fracaso de su estrategia, simplemente somos observadores de una terrible realidad que día a día nos sorprende por la saña, la sinrazón y locura del crimen, que preocupa en demasía…

TAN sólo en esta semana, el diablo se desató por la noche del pasado martes en Jalisco y Guanajuato, donde casi simultáneamente grupos de delincuentes comenzaron a rafaguear e incendiar tiendas de conveniencia, farmacias, realizar bloqueos en varias importantes arterias y carreteras, incendiando vehículos particulares y camiones del transporte, tras esta noche de terror, las autoridades estatales y federales señalaron que esta inusitada violencia se disparó debido a la detención de un líder regional de un cártel, otras versiones oficiales fueron que se trató de una reunión regional de capos que fue descubierta por la autoridad donde se enfrentaron fuerzas del orden y criminales, donde se detuvo a cinco presuntos y uno más falleció en la refriega, y de ahí se desató la violencia…

EL saldo de ese martes de infierno fue de tres camiones del transporte público y al menos media docena de vehículos particulares, y dos tiendas Seven Eleven incendiados en la zona metropolitana de Guadalajara, en Zapopan para ser más exactos, mientras que en Guanajuato, en los municipios de Celaya, Irapuato y Silao, el saldo fue de una estación de gasolina incendiada, al menos 25 tiendas, la mayoría Oxxos y las menos farmacias, otros negocios y una docena de vehículos incendiados, afortunadamente en esta refriega que duró horas, no se registraron civiles lesionados ni víctimas mortales. Aún humeaban los restos de los vehículos y comercios incendiados en el Occidente y en el Bajío, cuando ayer jueves, en Ciudad Juárez, el terror del crimen se desató de forma más violenta y sin razón, con comandos de sicarios atacando directamente a civiles en tiendas y plazas comerciales, empleadas calcinadas al quedar atrapadas en el incendio provocado por los cobardes criminales…

LOS preocupantes hechos sangrientos en la ciudad fronteriza iniciaron alrededor de la una de la tarde, cuando integrantes de dos grupos criminales antagónicos al interior del penal se enfrentaron, dejando un saldo de tres reos asesinados, a partir de ahí comenzó el infierno: en ataques múltiples y simultáneos, criminales comenzaron a incendiar y balear comercios y gasolineras, en videos que circulan en redes se observa cómo llega un sicario a la puerta de una tienda de conveniencia y sin decir agua va comienza a disparar a los empleados y clientes. La prensa local reportaba decena de ataques, comercios y camiones de transporte de personal incendiados, también relatan el triste caso de una empleada de una tienda que entrevistaba a una jovencita que solicitaba trabajo, ambas murieron calcinadas al ser atrapadas por el fuego provocado pr bombas molotov arrojada por los cobardes criminales, otros reportes aseguran que un niño de no más de 10 años llegó a urgencias a un hospital con al menos 9 balazos en su cuerpo, desgraciadamente no sobrevivió, por la noche, a las afueras de una pizzería de una plaza comercial, cuatro empleados de una radiodifusora local que realizaban una transmisión en vivo fueron asesinados a sangre fría…

EL saldo sangriento de ayer en Ciudad Juárez es de al menos 7 civiles inocentes asesinados por el crimen organizado, las dos mujeres en la tienda, los cuatro empleados en la pizzería y el menor, decenas de vehículos, comercios y gasolineras quemadas, y la paralización total de las actividades, las tiendas bajaron las cortinas, las maquiladoras suspendieron sus turnos nocturnos, la universidad pública suspendió toda actividad, las estaciones de combustible cerraron ante el temor de nuevos ataques…

DOS casos pudieran ser casualidad, tres ya son un patrón. Después de los ataques certeros del martes en Jalisco y Guanajuato, parecieran ser una reacción a una acción en contra de los capos, pero lo ocurrido ayer en Juárez ya dibuja un patrón peligroso y preocupante que los cárteles del crimen están asumiendo como estrategia, peor aún, cuando estos actos violentos agreden y asesinan a víctimas civiles e inocentes. Definitivamente algo tiene que hacerse, no puede ser que los malos que son menos, puedan contra los buenos que somos mayoría, mientras que sus matanzas y ejecuciones eran entre ellos no preocupaba, ahora como ciudadanos, debemos de preocuparnos y ocuparnos, y la autoridad y la sociedad debemos de prepararnos para esto…Armando Acosta

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.