06-01-24

DESDE el trienio municipal pasado de la capital, por diversas causas se detuvo la generación de vivienda económica, justo la que pueden comprar personas con menores percepciones salariales…

EL gobierno municipal de la época, inició un proyecto de modificación del Plan del Centro de Población Estratégico promulgado por la Alcaldía interina de Homero González Reyes, para crear el Programa Municipal de Ordenamiento Territorial y Desarrollo Urbano y el Programa de Desarrollo Urbano del Centro de Población, proceso que requirió diversos estudios y consultas hasta generar el documento final…

SIN embargo, a lo largo de todo ese trayecto, bajaron su ritmo los permisos de construcción de vivienda en la zona metropolitana, sobre todo porque ya aparecían diversos desarrollos habitacionales con variables de densidad poblacional con respecto a la zona donde se les construyó y, por ejemplo, aparecieron casas pequeñas en lugares de viviendas de mayor tamaño…

POCO a poco empezaban a variar los usos de suelo, y aparecían zonas comerciales en sitios donde no cabe ni un automóvil, hasta que el ordenamiento urbano de 2003 se convirtió en un desorden en 2018…

LOS estudios para cuadrar el plan, obligaron a la suspensión de permisos para construir vivienda, hecho que pegó directamente no solo en los desarrolladores, sino también en los promotores…

LUEGO vino la desaceleración económica de 2019 y al año siguiente la pandemia y ese periodo permitió desarrollar casas que ya contaban con permiso, todas en zonas habitacionales de mayor costo, aunque poco a poco se fue rezagando la vivienda popular…

HASTA en el Infonavit se reflejó el intento de ejercer créditos para comprar casas, sin que hubiera oferta y los desarrolladores de vivienda popular se fueron a Querétaro, Guanajuato o Aguascalientes, mientras los trabajadores potosinos progresivamente se iban quedando sin oportunidades de obtener una casa…

LA falta de vivienda económica obligó a crear un plan de créditos para compra de casas que paguen entre varios y fue así como surgieron aquellos esquemas que se pueden pagar en pareja y aunque aparentemente ha funcionado, esto le da un giro al interés social, porque hay casas caras que sólo algunas personas pueden pagar o espera a en pareja tramitar un crédito…

ES cierto que poco a poco se ha reactivado la construcción de vivienda popular y que hay zonas asignadas en diversos sectores de la capital, pero no alcanza para clientes que tienen trabajos con un sueldo modesto…

PASADOS los peores efectos de la pandemia, todo parece indicar que la construcción de vivienda todavía no se recupera al cien por ciento, y mientras ello ocurra, habrá trabajadores que busquen obtener una de ellas en pareja y no esperar a que aparezcan nuevos desarrollos…

TAMBIÉN se debe considerar que el precio del suelo en la capital es progresivamente más caro, y eso le resta puntos al desarrollo de casas populares, que serían ofrecidas a precios accesibles.

PD.- Una tormenta se avecina si no se toman las previsiones necesarias. En medio de la grilla y promesas, no hay político alguno que tenga los suficientes amarres como para promover la creación de una serie de presas y represas en la zona serrana de los alrededores de la capital, con el fin de captar agua superficial que permita dejar descansar el acuífero profundo por décadas. No ha llovido y la poca agua que pudiera llegar ni siquiera puede ser retenida. La perforación de pozos profundos solo es una solución temporal, en un suelo que de manera progresiva aporta arsénico y flúor al agua potable. No es cosa de juego, ni de rollos políticos, ni de que fueron los Capuleto o los Montesco. El agua se acaba y las autoridades ya deberían tener un plan para resolver lo que se viene.

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.