Largas filas y altos precios por oxígeno

(AP)
Ciudad de México.- Algunos residentes de la capital de México pasaron la víspera de Año Nuevo en filas que serpenteaban por una calle y doblaban una esquina, esperando llenar tanques de oxígeno para familiares enfermos de COVID-19.
La ciudad de nueve millones de personas ha experimentado un aumento en las infecciones por coronavirus y los hospitales de la ciudad están ocupados en un 87 por ciento, lo que agota el suministro de oxígeno.
Eso ha dado lugar a largas filas y aumentos de precios que hacen que sea difícil o imposible para algunos rellenar tanques que, en algunos casos, duran solo unas pocas horas.
Blanca Nina Méndez Rojas esperaba en la fila para recargar el tanque de su hermano, quien recientemente fue dado de alta de un hospital público luego de contraer covid-19.
“Ahorita lo dejamos desconectado (del oxígeno), entonces él tiene que estar totalmente recostado para que no se agite y no tenga ningún problema en lo que llegamos con el tanque”, dijo Méndez Rojas, señalando que hace dos semanas “una recarga costaba 70 pesos (3,50 dólares), y ahorita son 150 pesos (7,50)”.
Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.