Marea verde inunda calles de Argentina

Miles de personas se reunieron frente al Congreso

(AP)

Buenos Aires, Arg.- Miles de personas, incluidos integrantes de grupos feministas de Estados Unidos y Chile, se congregaron el miércoles frente al Congreso argentino para manifestarse a favor del aborto luego de que un proyecto de ley para su despenalización naufragara en 2018.

“Aborto legal, seguro y gratuito” fue la consigna de los asistentes al multitudinario acto, que demandaron que el tema sea incluido en la agenda parlamentaria de este año.

“Estamos aquí para apoyar a las mujeres argentinas en su lucha por los derechos reproductivos para todos. Su movimiento ha inspirado a personas de todo el mundo y hemos viajado a Buenos Aires para apoyarlas, ya que exigen que el Congreso apruebe una ley este año que garantice el derecho al aborto”, dijo a The Associated Press Johanna Cervone, directora asociada de Campañas y Defensa del Women’s Equality Center de Estados Unidos.

El colectivo feminista chileno “Las Tesis”, que se hizo mundialmente famoso por su intervención contra la violencia de género llamada “Un violador en tu camino”, realizó una coreografía frente al Parlamento de Argentina.

“El patriarcado es un juez, que nos obliga a parir. Y nuestro castigo, es la violencia que ya ves: es femicidio, maternidad como destino, es violación, es aborto clandestino”, cantaron las participantes de la performance minutos antes de que la multitud agitara al unísono el ya icónico pañuelo verde.

A comienzos de este mes, el presidente de centroizquierda Alberto Fernández adelantó que enviará al Congreso un proyecto para la interrupción voluntaria del embarazo. El mandatario, un abogado experto en derecho penal, indicó que la iniciativa incluirá que los abortos se practiquen en los centros públicos de salud.

Sin embargo, su cercana relación con su compatriota el papa Francisco ha sembrado algunas dudas sobre el impulso que el Ejecutivo le dará al proyecto. Durante una visita al sumo pontífice católico a fines de enero pasado, el secretario de Estado de la Santa Sede, Pietro Parolin, le transmitió a Fernández el mensaje de la Iglesia: “la protección de la vida desde su concepción”.