Exigen a la iglesia pague $300 mil por daño a mural

La afectación es una escena de Jesús relacionada con el Monte Calvario

Martín Rodríguez

[San Luis Hoy]

Muralista de la iglesia principal de Soledad de Graciano Sánchez publicó en su cuenta de Facebook un manuscrito en el que demanda una indemnización de 250 mil pesos más 50 mil por daño moral, por lo que considera es el daño causado al mural que pintó para donar al templo y que el actual sacerdote ordenó modificar.

El señor José Cruz informó que no llegó a ningún arreglo conciliatorio con el cura del templo.

En su escrito publicado en Facebook, José Cruz explica que una de las pinturas que él donó a la iglesia aún se encuentra íntegra, pero una de ellas se encuentra muy deteriorada y por lo tanto, es necesario retomarla, porque por decisión propia, el sacerdote la modificó.

Aseveró que esos murales fueron planeados, el primero para una escena de un niño perdido que fue hallado en el templo y el segundo, que ya fue modificado, es una escena de Jesús relacionada con el Monte Calvario, “cuando la Virgen María ve cómo lo llevan a la crucifixión”.

Comentó que uno de ellos todavía no ha sido modificado, pero el segundo se encuentra escondido y fue llevado a un señor para modificarlo y que lo hiciera aparentar como antiguo, aún a pesar de que borraría los colores originales.

Señaló que él elaboró el cuadro con colores llamativos y lo hizo porque es un especialista en color y por lo tanto, imprimió su estilo en el mural donado al templo con la técnica colorista de la que aprendió.

Dijo que el sacerdote se llama José de Jesús López, y lo conoce porque ya tiene aproximadamente cuatro años en el templo, pero de pronto se percató de que había un espacio vacío donde se encontraba su mural y al preguntar, se le dijo que el sacerdote lo había enviado con una persona para modificarlo, a pesar de que ese mural no representaba ningún problema en las condiciones en las que fue donado al templo.