Checo Pérez es 7mo. en el GP de Abu Dabi

[Notimex]

Abu Dabi.- El piloto mexicano Sergio Pérez firmó una excelente carrera este domingo en el Gran Premio de Abu Dabi 2019, en la que se ubicó en el séptimo lugar como el mejor del resto y de paso aguantó el décimo puesto en el Campeonato de Pilotos.

En la última vuelta Pérez rebasó al británico Lando Norris para culminar dentro del top ten en la clasificación de conductores, de lo contrario el piloto de McLaren lo hubiera relegado.

El jalisciense vino de menos a más en esta Temporada 2019 de la Fórmula 1, cerró de gran forma y hoy lo comprobó con un digno séptimo peldaño, solo por detrás de los dos pilotos de Mercedes, Red Bull y Ferrari, quienes compiten aparte.

La estrategia de “Checo” y su equipo Racing Point resultó positiva en el circuito de Yas Marina, en el que por séptima ocasión terminó dentro de la zona de puntos.

El tapatío se ubicó en el lugar 11 para la parrilla de salida, sin embargo arrancó décimo beneficiado por una sanción del finlandés Valtteri Bottas (Mercedes), quien largó desde el fondo.

Desde ahí Pérez Mendoza inició la última cita del año y en la primera vuelta fue rebasado por el danés Kevin Magnussen (Haas), aunado a que tuvo un leve percance con Pierre Gasly (Toro Rosso), quien fue tocado por el coequipero del mexicano, el canadiense Lance Stroll.

En el séptimo giro de los 55 pactados, “Checo” volvió a meterse en zona de puntos al superar al danés y se ubicó noveno más adelante ante el ingreso a pits de Norris mientras que atrás era presionado por Bottas, que traía un ritmo poderoso.

Después “Checo” dejó atrás al australiano Daniel Ricciardo (Renault) para ser octavo, pero de inmediato regresó al noveno pues, como era de esperarse, no pudo resistir a Bottas.

En la vuelta 14, el tapatío era octavo al rebasar al finlandés Kimi Raikkonen (Alfa Romeo) pero por delante tenía a los veloces, al tailandés Alexander Albon (Red Bull), al alemán Sebastian Vettel (Ferrari) y a Bottas (Mercedes) por lo que tenía el complicado reto de imponerse al alemán Nico Hulkenberg (Renault), con quien también peleaba el top ten del campeonato.