Condena la ONU otro embargo a Cuba

[AP]

NACIONES UNIDAS.- La Asamblea General de la ONU votó abrumadoramente el jueves para condenar el embargo económico de Estados Unidos contra Cuba por 28vo año, rechazando los argumentos estadounidenses de violaciones a los derechos humanos y criticando las sanciones cada vez más severas del gobierno de Donald Trump.

La votación de la asamblea de 193 integrantes fue de 187-3 contra el embargo, siendo el propio Estados Unidos, Israel y Brasil los países que votaron “no”, con las abstenciones de Ucrania y Colombia. El año pasado, la Asamblea votó 189-2 sin abstenciones.

Las resoluciones de la Asamblea General no tienen vinculación legal y no son inaplicables, pero reflejan la opinión mundial y el voto ha dado a Cuba una oportunidad anual para poner en evidencia el aislamiento de Estados Unidos respecto al embargo.

Washington impuso el embargo en 1960 después de la revolución encabezada por Fidel Castro y la nacionalización de propiedades pertenecientes a ciudadanos y corporaciones estadounidenses. Dos años después fue reforzado.

El gobierno conservador del presidente de Brasil Jair Bolsonaro fue el primero de América Latina en votar contra la resolución en por lo menos cinco años.

“Brasil estará solo en este tema en la región, y lo que muestra es que estar cerca de Estados Unidos es una prioridad, y que básicamente eso es más importante que votar en línea con otros países latinoamericanos”, dijo Oliver Stuenkel, un experto de la Fundación Getulio Vargas en Sao Paulo.

Colombia se abstuvo por primera vez, mostrando un enfriamiento en sus relaciones con la isla.

Funcionarios colombianos dijeron en un comunicado que la abstención fue una “manifestación política de rechazo a la actitud hostil de Cuba hacia Colombia”, basada en el refugio a terroristas colombianos confesos en territorio cubano.

El canciller cubano Bruno Rodríguez dijo que “el gobierno de Estados Unidos ha intensificado agresivamente la aplicación extraterritorial de su política de bloqueo a Cuba contra terceros Estados, sus compañías y ciudadanos”, y ha tratado de impedir el arribo de embarques a Cuba por medio de sanciones y amenazas contra barcos, compañías navieras y de seguros.

“No esconde su propósito de asfixiar económicamente a Cuba e incrementar los daños, carencias y sufrimientos a nuestro pueblo”, dijo Rodríguez.

La embajadora estadounidense Kelly Craft le dijo a la asamblea que Estados Unidos, como todas las naciones, tiene derecho a escoger con quién comercia, “así que es preocupante” que la comunidad internacional, a nombre de proteger la soberanía de Cuba, continúe cuestionando ese derecho.