Manifestante bloquean sede de CEEAV

Padre de familia acusa de negligencia médica a cirujanos del Hospital Central

Martha Arriaga

[San Luis Hoy]

Las oficinas de la Comisión Ejecutiva Estatal de Atención a Víctimas (CEEAV) continuarán tomadas, así como también las calles de 5 de Mayo y Rayón permanecerán cerradas mientras que no sean atendidas las peticiones de las víctimas del delito, así lo aseguró Jorge Rodríguez, padre de familia de un menor de edad, que resultó víctima de negligencia médica y quien a doce años de esos hechos su caso no lo ha podido resolver la CEEAV.

Criticó el hecho de que ni al Secretario General de Gobierno Alejandro Leal Tovías, ni al gobernador del estado Juan Manuel Carreras López, les interese atenderlos, ya que su principal exigencia desde un inicio ha sido el ser atendidos por las cabezas del gobierno del estado.

Explicó que su hijo fue operado en 2007 por médicos neurocirujanos del Hospital Central “Dr. Ignacio Morones Prieto”, pero al tratarse de médicos de renombre su caso ha quedado en la impunidad, pese a que han interpuesto varios recursos legales en donde queda comprobada esa negligencia.

Dijo que el menor fue diagnosticado con un tumor cerebral canceroso, y que en una tercera cirugía realizada, los médicos dejaron gasas en el sistema nervioso central.

“Tengo estudios radiológicos en donde se pueden visualizar y los médicos ocultaron eso que paso y por misma recomendación de médicos del central, nos llevamos a mi hijo a la Ciudad de México a que lo trataran en el Centro Médico Siglo XXI, y fue en donde le encontraron esas gasas”.

Manifestó que la situación jurídica se encuentra detenida, y que el juzgado penal regreso a la Fiscalía General del Estado, este caso.

Acusó al exdirector del Hospital Central de estarlo difamando, debido a que no pudo acreditar que sus médicos no actuaron mal.

Pidió al titular del Ejecutivo Juan Manuel Carreras López, un poco de sensibilidad para cada una de estas víctimas, pero en especial, para su hijo quien ha visto mermada su salud por esa negligencia médica, ya que se trata de un niño que depende totalmente de sus padres.