Reanudan gobierno y oposición diálogo

[AP]

CARACAS.- En el marco de la tercera ronda de negociaciones que adelantan el gobierno y la oposición de Venezuela en la isla caribeña de Barbados, que se espera retomar el fin de semana, se acordó el jueves la instalación de una mesa para llegar a una solución a la crisis.

El anuncio fue hecho por el gobierno noruego, que indicó en un comunicado que la mesa, que trabajará de manera continua y expedita, tendrá como fin llegar a una “solución acordada y el marco de las posibilidades que ofrece la constitución”.

En el escrito se señala que las partes “continúan la negociación” iniciada en Oslo en mayo pasado, sin ofrecer mayores detalles. Asimismo, las autoridades noruegas subrayan la importancia de que las partes “tomen la máxima precaución en sus comentarios y declaraciones” sobre el proceso.

Los delegados del gobierno y la oposición retomaron esta semana en Barbados el proceso de negociaciones que estuvo suspendido por varias semanas. Los representantes de ambas partes retomarán las conversaciones nuevamente el domingo para proseguir las negociaciones y avanzar hacia un acuerdo que incluya varios puntos, indicaron a la AP fuentes del gobierno y la oposición. El representante opositor en las negociaciones, Stalin González, indicó el jueves en un mensaje que difundió en su cuenta de Twitter que la delegación opositora “hará consultas para avanzar y poner fin al sufrimiento de los venezolanos”, pero no ofreció detalles.

Ante las versiones de prensa que surgieron esta semana de que en Barbados se estaría discutiendo la realización de elecciones presidenciales, el jefe de la oficialista Asamblea Nacional Constituyente, Diosdado Cabello, descartó la víspera esa opción y dijo que al mandatario Maduro le quedan cinco años. Maduro dijo esta semana que habían sido “bastante auspiciosos” los resultados de la primera jornada de las conversaciones en la isla caribeña para abordar una agenda de seis puntos que incluye temas políticos, sociales y económicos. El gobernante instó a los opositores a que “no se dejen engañar” sobre la agenda del diálogo.