Bitácora

A un mes de haber asumido el cargo de secretario de Comunicaciones y Transportes (SCT), Fernando Chávez Méndez, el 14 de abril del año en curso, junto con integrantes de la asociación “Cambio por San Luis” realizaron una inspección sorpresa a varios autobuses urbanos de diferentes rutas de la zona metropolitana. En cuestión de horas, el funcionario fue testigo del pésimo servicio que prestan los permisionarios y el saldo fue de seis unidades llevadas al corralón por diferentes violaciones a la norma, tales como, el mal estado del camión, los choferes conduciendo y al mismo tiempo llamando por celular, cámaras de videovigilancia tapadas, ausencia de torniquetes, falta de documentación, y ahora nos enteramos que al menos dos conductores de autobuses urbanos fueron detenidos bajo los efectos de droga por la Policía Vial capitalina…

PERO esto fue flor de un día, a la fecha, el servicio de transporte público es más que pésimo, los choferes son unos cafres, manejan imprudentemente, no respetan las bahías de ascenso y descenso, las gran mayoría de las unidades están sucias y en mal estado, traen sobrecupo de pasajeros y un larguísimo etcétera y a la fecha no se sabe de alguna otra inspección sorpresa, como la de abril pasado. En su muro de Facebook, “Cambio por San Luis” escribió lo siguiente: “Reunión de trabajo con funcionarios de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes SCT del gobierno del estado, dándole seguimiento a los temas vinculados a las problemáticas del transporte público, deficiencias que a la fecha no han sido subsanadas por parte de los concesionarios como la calidad de las unidades, capacitación y derechos de los operadores, tarjetas de prepago y seguridad. Continuaremos presionando para que la #SCT actúe y garantice el derecho pleno a la movilidad de los potosinos”…

EL novel titular de la SCT, Fernando Chávez tiene fama de mano dura y eficiencia en su trabajo, pero nos atrevemos a presentarle algunos artículos relevantes de la Ley del Transporte Público en el Estado de San Luis Potosí, para que ponga a sus muchachos inspectores a trabajar y dice así…

“ARTÍCULO 54. Son causas de revocación de las concesiones y permisos: XIV. Prestar el servicio en  forma notoriamente deficiente,  sin  haber atendido  los apercibimientos o requerimientos de la Secretaría; XXII. Por actos imprudenciales imputables al concesionario, permisionario u operador durante la prestación del servicio, que tengan como consecuencia la incapacidad permanente o la muerte de usuario y terceros”, ¿cuántas concesiones se han cancelado por este motivo? Por ejemplo el más reciente, ocurrido en mayo pasado cuando la unidad 2012 de la Ruta 4 atropelló y dio muerte a un motociclista en la lateral de la Carr. a Rioverde…

“TÍTULO QUINTO.-  De Los Estándares de Calidad  para el Transporte Público.  Capítulo I.-  De los Estándares de Calidad Para el Se-rvicio Urbano  Colectivo. Artículo 67.- El servicio urbano colectivo en todas sus modalidades, y  los operadores del mismo, estarán sujetos a los siguientes estándares de calidad: e) El servicio deberá brindarse mediante el desplazamiento moderado y confortable de las  unidades, sin sobrepasar el límite de velocidad. f) Someterse a la certificación anual de exámenes médico general, psicométrico, de capacidad visual y toxicológico”. Artículo 109.- Son causas del retiro de los vehículos de la circulación, las siguientes: X. En caso de que el conductor se encuentre bajo los efectos de bebidas alcohólicas, enervantes o cualquier otra sustancia tóxica”, ojalá y que la SCT corrija el rumbo y meta en cintura al “pulpo camionero” que durante décadas ha hecho lo que le venga su regalada gana, pero en fin…

PD.- En el colmo del cinismo y la desfachatez, el todavía director de la Policía Estatal, Raúl Alanís Beltrán, ayer criticó la falta de operatividad de la policía municipal de la capital por no actuar y permitir que sigan presentándose los robos a habitantes de Villa Magna, denunciados por los vecinos; “Hay que recordar que en ese punto tienen una base de la policía municipal, y lo más eficaz sería que la policía municipal actué desde el momento en que su comandancia poniente se encuentra ubicada en esa zona”, dice Alanís, esto es escurrir el bulto y evadir su responsabilidad, ¿qué Villa Magna no es parte de la entidad, la cual la seguridad está bajo su resguardo?, ¿bajo esa misma lógica podríamos condenar, señalar y criticar a Alanís por los innumerables atracos y hechos de violencia que han ocurrido a unas cuantas cuadras del Edificio de Seguridad Pública, sede de la Policía Estatal?, si bien es cierto que Edgar Oswaldo Jiménez Arcadia, jefe policiaco de la municipal es una nulidad, pero si no le cabe a Alanís que no reparta; caray de que los hay los hay, pero ni hablar…Armando Acosta