Bitácora

POR fortuna y gracias a Dios, mañana es el último día de la LXI Legislatura, huelga decir, la peor y más nefasta de toda la historia de la entidad, durante estos tres años de gestión, los diputados se esforzaron, se esmeraron y se pulieron para que no hubiera ni una semana en que no protagonizaran un escándalo, un abuso, una corruptela, un exabrupto; en resumidas cuentas, mil 95 días de desagradables sorpresas que llenaron páginas de diarios locales, nacionales, y en algunos casos, internacionales, una vergüenza total y absoluta…

PERO hay que reconocerle algo a nuestros ilustres representantes en el Poder Legislativo, han logrado unir al pueblo potosino, a todos sus sectores, pero en su contra, hoy no podemos encontrar a un potosino bien nacido que pueda defender el trabajo de los diputados locales, una muestra del repudio generalizado hacia los legisladores es que sólo cuatro de los integrantes de la actual Legislatura pudieron “brincar” a otro cargo de elección popular, y no por que fueran muy buenos prospectos, sino porque los demás candidatos eran peores, se trata del impresentable Óscar Bautista, Josefina Salazar, Alejandro Segovia y Óscar Vera Fábregat…

CÍNICOS hasta la pared de enfrente, los diputados todavía tienen el descaro de ofrecer para mañana a las 10 de la mañana una sesión solemne para rendir el “3er. Informe de Actividades Legislativas”, increíblemente, los legisladores caradura utilizan en sus invitaciones el siguiente slogan: “tres años de trabajo, pluralidad y apertura al diálogo”, ¿cuál trabajo?, ¿cuál pluralidad?, ¿cuál apertura al diálogo?…

AYER mismo los dirigentes de todos los organismos empresariales, tales como Coparmex, Canaco, Canacintra, IPAC, Canirac, CMIC, UZZI, Canadevi, AMPI y Aderiac, anunciaron que no acudirán a la sesión solemne del 3er. informe de los diputados, en protesta por la corrupción, mentiras y escándalos de esta Legislatura, A la cual no avalan en su desempeño, por su parte, organizaciones ciudadanas como Ciudadanos Observando, Ganemos y el Frente Ciudadano Anticorrupción (FCA), están convocando también para este jueves próximo, frente al Congreso, a una gran manifestación “para manifestar su repudio a tan indignos personajes”, protestar contra “la pandilla de malhechores que deberían ir a la cárcel y regresar el dinero que se robaron”, aseguraron integrantes del FCA…

POR otro lado, el pasado lunes, el titular de la SSPE, Jaime Ernesto Pineda, anunció que la Policía Estatal implementará para la sesión de este jueves un operativo especial de vigilancia en el Congreso del Estado, y adelantó que al salón del pleno sólo podrá ingresar personal debidamente autorizado o identificado, para evitar cualquier incidencia, cuestionado Pineda sobre los ciudadanos inconformes por el desempeño de los diputados, el secretario de Seguridad Pública dijo que los manifestantes se pueden quejar “pero con respeto”, ¿y el respeto de los legisladores para con sus representantes?, ¿dónde estuvo en estos tres años de su nefasta gestión?…

SERÍA un gravísimo error que la administración de Juan Manuel Carreras, por medio de la Policía Estatal impida el libre acceso de cualquier ciudadano a la sesión en el Congreso de mañana jueves, el gobierno del estado no puede ni debe prohibir el libre tránsito ni las manifestaciones de los potosinos agraviados por los excesos y escándalos de los diputados, claro, cuando siempre que estas protestas no se salgan de control ni caigan en la violencia. No se puede inhibir a la sociedad potosina que proteste contra diputados locales que, a pesar de ser de los mejores pagados en el país y de tener el mayor ingreso por aguinaldo, sólo se dedicaron a dejar mal parado el nombre de nuestra entidad con sus corruptelas, voracidad, exabruptos y opacidades…

CADA uno de los 27 diputados locales nos costaron a los potosinos estos tres años alrededor de 33 millones de pesos, ¿y para qué?, ¿para que sólo se aprobaran la mitad de sus nimias e inútiles iniciativas que presentaron?, ¿para que contrataran empresas fantasma para justificar el recurso que en vez de ir a personas pobres fue a parar a sus bolsillos?, ¿para falsificar firmas de difuntos?, ¿para extorsionar a alcaldes con sus cuentas públicas?, ¿para hacer ridiculeces como las de José Luis Romero Calzada?, ¿para rebajar a la máxima tribuna del estado y convertirla en un mercado, en una vecindad, en una carpa de circo, en pista de baile, en un ring?…

LO que lastima más que la corrupción, el cinismo, la opacidad, deshonestidad, ineptitud, opacidad y locuras de los diputados, es la impunidad con la que operaron hasta el fin de la legislatura, en fin, tenemos al gobierno que merecemos, por permitir todo lo anterior…Armando Acosta